06 diciembre, 2012

Una visita al Museo de Antropología y Agricultura Precolombina

Pasé más de seis años de mi vida en la Universidad Nacional Agraria La Molina (cinco en clases y casi un par más con la tesis) pero nunca visité el Museo Nacional de Antropología, Biodiversidad, Agricultura y Alimentación (MUNABA). Y es que éste museo no queda en el campus de la universidad, sino en el antiguo local de Santa Beatriz, donde ahora se encuentran las oficinas del Fondo para el Desarrollo Agrario (FDA). Por cosas del destino, hoy lo visité y quede realmente impresionado a pesar que sólo ocupa una pequeña habitación de unos 100 m2.

En el museo encontrarán piezas invaluables de toda nuestra historia precolombina, incluso de los orígenes de las primeras civilizaciones peruanas, especialmente las andinas, hace más de 10.000 años. También encontrarán instrumentos tecnológicos que los antiguos pobladores peruanos inventaron para poder adaptarse a un relieve sumamente accidentado.

Una de las cosas que más me impresionaron fue ver un chullo de 7000 años de antigüedad hecho a base de fibras vegetales. Cuerpos de cazadores que vivieron hace más de 6000 años preservados de una manera sorprendente gracias al uso de una mezcla de cenizas y orina. Puntas de flechas hechas a base de rocas, incluso algunas tan pequeñas como una uña.

Los antiguos peruanos fueron buenos músicos. En el museo verán una gran variedad de pequeñas quenas hechas de huesos o madera de caña. Una de ellas data de hace 5750 años, y hasta ahora es la más antigua de América.

2012-12-05 14.16.28

Hace 4500 años ya aparecen los primeros telares hechos a base de algodón (Gossypium barbadense) de distintas tonalidades: rojizos, marrones, pardos, beige, blancos, etc. Además, agujas hechas de huesos de distintos grosores (tal como las encontramos en la actualidad pero hechas de acero), y alfileteros hechos de pelos para poner las agujas y costureros de algodón.

2012-12-05 14.14.31

Otro instrumento que me impresionó fueron los peines de bolsillo de la cultura Nazca. Incluso habían unos muy similares a “peines patrulleros” (aquellos usados para quitar los piojos de los niños).

peineImagen | Instagram @davidzote

También habían batanes, morteros y pilones para moler alimentos hechos de rocas o de vértebras de ballenas, chalinas de fibras vegetales, cantimploras de cerámica, chaquiras, anillos y brazaletes de conchas marinas.

El Perú es uno de los principales centro de origen de la agricultura en el mundo. Aquí se domesticaron la papa, el tomate, los ajíes, los pallares, el algodón (G. barbadense), el olluco, la quinua, el maní, y muchas otras especies más que hoy son importantes fuentes de alimento para el mundo. Por otro lado, el Perú también es un importante centro de diversificación del maíz (originario de México). En el museo encontrarán muestras de estos cultivos de cientos de años de antigüedad, las cuales son muy diferentes a las variedades que tenemos en la actualidad.

Sin dudas fue una visita muy interesante. Me hubiera gustado tomar algunas fotitos más pero, como en todo museo, el uso de cámaras es restringido. De todas maneras, espero haberlos dejado con ganas de visitarlo porque realmente vale la pena.


Dirección: Camilo Carrillo 300-A, Santa Beatriz, Jesús María.
Contacto: museodeantropologia@lamolina.edu.pe

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Por favor, se respetuoso con tus comentarios y críticas. Cualquier comentario ofensivo será eliminado.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...